viernes, 31 de diciembre de 2010

FRANCISCO MIRÓ QUESADA: "LA CELEBRACIÓN DEL AÑO NUEVO"

FILOSOFEMAS


Francisco Miró Quesada Cantuarias
El Comercio Online, 31 de diciembre de 2010

Cuando termina un año y comienza uno nuevo se suele celebrar con alegría. Así es desde hace mucho tiempo y no solo en el Perú sino en países de Latinoamérica, América Central y Norteamérica, incluyendo Estados Unidos y Canadá. Pero también en Europa y en muchos otros países del mundo. ¿Por qué la alegría? Porque la esperanza es lo último que se pierde. Si el año transcurrido ha sido malo en un país, sus habitantes, salvo excepciones, esperarán que el que viene sea mejor. Y si el que acaba ha sido bueno, la gran mayoría celebrará jubilosa el nuevo, esperando que sea aun mejor.

En el Perú la celebración no se limita a organizar fiestas en restaurantes y hogares, sino que es extremadamente bulliciosa, pues se usa en forma excesiva material pirotécnico. Se revientan cohetes, cohetazos y cohetones sin descanso. Este fenómeno ocurre en la recepción de la Pascua y aumenta en la celebración del Año Nuevo, hasta romper los oídos de una persona casi sorda.

domingo, 19 de diciembre de 2010

MARIO VARGAS LLOSA: "RINKEBY"

PIEDRA DE TOQUE

Rinkeby

Mario Vargas Llosa (*)
El Comercio Online, 19 de diciembre de 2010

Si usted visita Estocolmo, le aconsejo que, además de los museos, los palacios, el barrio antiguo y las islas, visite un modesto barrio del sur de la ciudad llamado Rinkeby. La inmensa mayoría de sus pobladores son familias inmigrantes y, me dicen, se trata de uno de los distritos más pobres del país, aunque la idea de pobreza, en Suecia, que ha alcanzado el más alto nivel de vida del mundo junto con Suiza, tenga poco que ver con lo que para el resto del planeta esta palabra significa.

Lo importante de conocer en Rinkeby es el colegio público, una institución que es un espejo de lo que debería ser la sociedad humana, el mundo entero, si prevalecieran entre nosotros los mortales la sensatez, el tino y el espíritu práctico. Hay en este colegio chicos y chicas que hablan diecinueve idiomas distintos y proceden de un centenar de países diferentes. Todos conocen el sueco y el inglés, pero no han perdido su lengua materna, porque el colegio se las ha arreglado para que todos reciban, cuando menos una hora por semana, clases en el idioma que hablan en casa y hablaron sus ancestros. El director del colegio, Börje Ehrstrand, está convencido de que la integración de estos niños a la cultura y a los usos de Suecia es más fácil no si rechazan, sino reivindican y se sienten orgullosos de su origen. La filosofía que impregna la escuela de Rinkeby cabe en una palabra: tolerancia.

viernes, 17 de diciembre de 2010

FRANCISCO MIRÓ QUESADA: "MARIO VARGAS LLOSA Y EL ENTUSIASMO DEL PERÚ"

FILOSOFEMAS


Francisco Miró Quesada Cantuarias
El Comercio Online, 17 de diciembre de 2010

El entusiasmo de los peruanos al enterarse de que Mario Vargas Llosa había recibido el Premio Nobel de Literatura es indescriptible. Ha superado ampliamente la emoción que sentimos cuando el equipo peruano de fútbol eliminó al argentino y clasificó al campeonato mundial.

¿Por qué tanto entusiasmo? Por varias razones. La primera es que la demora en concederle dicho premio había sido excesiva. El genial escritor peruano ha creado novelas que, sin la menor duda, lo hacían merecedor del galardón. Entre ellas “La ciudad y los perros”, “La Casa Verde”, “Conversación en La Catedral” y, en mi concepto, la mejor de todas “La guerra del fin del mundo”. Bastaba esta para que su autor recibiera el Nobel. Sin embargo, el propio autor laureado tiene una opinión diferente de la mía, pues ha dicho que si se quemaran sus novelas la única que salvaría del fuego sería “Conversación en La Catedral”.

Pasaban los años y Vargas Llosa no era considerado por la Academia Sueca, pero finalmente este año, se le hizo justicia. Vargas Llosa fue galardonado con el Premio Nobel de Literatura el 7 de octubre del 2010.

viernes, 10 de diciembre de 2010

FRANCISCO MIRÓ QUESADA: "UN DISCURSO DIGNO DE UN PREMIO NOBEL"

FILOSOFEMAS


Francisco Miró Quesada Cantuarias
El Comercio Online, 10 de diciembre de 2010

El discurso que profirió Mario Vargas Llosa ante la Academia Sueca y un numeroso público en el que había un grupo de peruanos que viajaron a Estocolmo para escucharlo, como el ministro de Cultura, Juan Ossio, Fernando de Szyszlo y otros más, fue tal vez su mejor novela. Fue un discurso, profundo y conmovedor.

“Aprendí a leer, a los cinco años, en la clase del hermano Justiniano, en el Colegio de La Salle, en Cochabamba (Bolivia). Es la cosa más importante que me ha pasado en la vida”. Aprender a leer a los 5 años no es poca cosa, es una precocidad extraordinaria. Desgraciadamente no dice a qué edad aprendió a escribir, pero es seguro que no sería mucho después. Aunque la precocidad no siempre es signo del genio, con mucha frecuencia sí lo es. Y en Vargas Llosa se cumple al pie de la letra ese hecho cuyo máximo exponente es Mozart.

miércoles, 8 de diciembre de 2010

MARIO VARGAS LLOSA: "ELOGIO DE LA LITERATURA Y LA FICCIÓN"

DISCURSO DE RECIBIMIENTO DEL NOBEL DE LITERATURA 2010

Elogio de la literatura y la ficción

Mario Vargas Llosa
El País Online, 8 de diciembre de 2010

Aprendí a leer a los cinco años, en la clase del hermano Justiniano, en el Colegio de la Salle, en Cochabamba (Bolivia). Es la cosa más importante que me ha pasado en la vida. Casi setenta años después recuerdo con nitidez cómo esa magia, traducir las palabras de los libros en imágenes, enriqueció mi vida, rompiendo las barreras del tiempo y del espacio y permitiéndome viajar con el capitán Nemo veinte mil leguas de viaje submarino, luchar junto a d'Artagnan, Athos, Portos y Aramís contra las intrigas que amenazan a la Reina en los tiempos del sinuoso Richelieu, o arrastrarme por las entrañas de París, convertido en Jean Valjean, con el cuerpo inerte de Marius a cuestas.

La lectura convertía el sueño en vida y la vida en sueño y ponía al alcance del pedacito de hombre que era yo el universo de la literatura. Mi madre me contó que las primeras cosas que escribí fueron continuaciones de las historias que leía pues me apenaba que se terminaran o quería enmendarles el final. Y acaso sea eso lo que me he pasado la vida haciendo sin saberlo: prolongando en el tiempo, mientras crecía, maduraba y envejecía, las historias que llenaron mi infancia de exaltación y de aventuras.

domingo, 5 de diciembre de 2010

MARIO VARGAS LLOSA: "MARCIANOS EN NEW JERSEY"

PIEDRA DE TOQUE

Marcianos en New Jersey

Mario Vargas Llosa (*)
El Comercio Online, 5 de diciembre de 2010

El barrio de casitas destartaladas, edificios ruinosos, descampados y sórdidos callejones que se encuentra al noreste de Washington D.C., a la espalda del Capitolio, tenía hasta hace pocos años fama de peligroso, porque, entre las familias negras de escasos ingresos que lo habitaban, había gentes de mal vivir y los atracos y hechos de sangre eran frecuentes. Pero, ahora, toda la zona experimenta un renacimiento. Se han mudado a vivir en ella parejas jóvenes, bohemios, artistas, estudiantes, y han surgido en sus calles clubes de jazz, bares, restaurantes, galerías y cafés donde encuentra refugio y querencia buen número de intelectuales, escritores, músicos y, en general, la colectividad que se interesa por la cultura en esta ciudad de funcionarios, cabilderos, diplomáticos y gentes de paso que es la capital de Estados Unidos.

Pese a haber vivido varias temporadas en Washington D.C., solo ahora he conocido este barrio gracias a la resurrección de un pequeño teatro, H Street Playhouse, rebautizado ahora como Scena, que gozó de cierta celebridad cuando se fundó, a principio de los años 40, por razones más sociales que artísticas, pues fue el primer teatro de la ciudad que, desafiando la segregación todavía reinante, permitió que los espectadores negros se mezclaran en sus butacas con los blancos. Agradezco a mi buena estrella que la curiosidad me trajera hasta este cálido recinto rectangular, de apenas un centenar de asientos, para ver un espectáculo inspirado en la célebre adaptación radial de “La guerra de los mundos”, de H. G. Wells, hecha por Orson Welles y su compañía, el Mercury Theatre, en 1938, que, además de provocar escenas de pánico en todo Estados Unidos, hizo famoso de la noche a la mañana al joven actor y director de 27 años, hasta entonces solo conocido por un puñado de aficionados a Shakespeare (había montado ya seis comedias y tragedias del bardo).

sábado, 4 de diciembre de 2010

Vie10dic2010, UNMSM (Lima): CONVERSATORIO "AUGUSTO SALAZAR BONDY, A 85 AÑOS DE SU NACIMIENTO"


UNIVERSIDAD NACIONAL MAYOR DE SAN MARCOS
ESCUELA ACADÉMICO PROFESIONAL DE FILOSOFÍA


Conversatorio
AUGUSTO SALAZAR BONDY
a 85 años de su nacimiento

Participan
Profesores, alumnos y egresados de la UNMSM

Viernes 10 de diciembre de 2010, 4 pm

Salón de grados de la Facultad de Letras (2do piso)

INGRESO LIBRE


Se produjo un error en este gadget.